23/05/2016

El Presidente postuló a la canciller Susana Malcorra para la Secretaría General de las Naciones Unidas

Macri presentó formalmente la postulación. "Confío en su larga trayectoria internacional en el sector público y privado y en sus cualidades", expresó el mandatario.

El presidente Mauricio Macri presentó formalmente la candidatura de la canciller Susana Malcorra para ocupar la Secretaría General de las Naciones Unidas y destacó que la experiencia diplomática de la Canciller argentina contribuirá a aportar “soluciones creativas” ante los desafíos que enfrenta la organización.

La postulación, que se hizo a través de una carta que el Jefe del Estado envió al Presidente de la Asamblea General del organismo, Mogens Lykketoft, y al titular del Consejo de Seguridad, Amr Abdellatif Aboulatta, fue presentada ante los medios en una conferencia de prensa junto al jefe de Gabinete, Marcos Peña, y la vicepresidente, Gabriela Michetti.

“Al presentar esta candidatura, el Gobierno argentino está convencido de las condiciones y capacidades de la señora Malcorra, que le permitirán cumplir con creces las funciones del cargo de Secretaria General de las Naciones Unidas”, dijo Macri en la nota presentada.

Malcorra tiene 61 años y es ingeniera electrónica, graduada de la Universidad Nacional de Rosario, su ciudad natal. Cuenta con una larga trayectoria en el ámbito privado y trabajó más de una década en la ONU, donde llegó a ejercer la jefatura de operaciones y la dirección ejecutiva adjunta del Programa Mundial de Alimentos, y la Jefatura de Gabinete del Secretario General.

De ser electa Secretaria General Malcorra sería la primera mujer que asume el cargo desde que la ONU fue creada en 1945, en tanto que América Latina volvería a ocupar el puesto por segunda vez. El único representante de la región que lo ejerció fue el peruano Javier Pérez de Cuéllar (1982-1991).

Su postulación se da en consonancia con la idea que pregona el Gobierno argentino en pos de una política exterior más integrada al mundo y que promueve el diálogo inclusivo, respetando la diversidad de enfoques e intereses.

Es a la vez una ratificación del valor del multilateralismo como forma de relación entre los Estados, con reglas y obligaciones comunes y en busca de objetivos esenciales como la paz, el progreso y el desarrollo con inclusión social.

Copyright© 2018 - laseptima.info - Todos los derechos reservados