OSSE: Restringido de 11 a 17
25/11/2006

La nueva Plaza de Mayo

El gobierno porteño presentó el proyecto ganador para cambiarle la cara al espacio emblemático de la Argentina. Será inaugurada para el Bicentenario.

El jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Jorge Telerman, junto a la ministra de Cultura porteña, Silvia Fajre, y al presidente de la Sociedad Central de Arquitectos, Daniel Silberfaden, dio a conocer el proyecto ganador del concurso para la remodelación de la Plaza de Mayo y su entorno inmediato.

El primer premio del “Concurso Nacional de Anteproyectos para la Remodelación de la Plaza de Mayo y de Ideas para su entorno inmediato” fue obtenido por la propuesta elaborada por los arquitectos Silvia Colombo, Ignacio Montaldo y Roberto Szraiber, quienes tuvieron la colaboración de los arquitectos Lukas Gerber, Maria Sol Imaz y Gabriela Gotusso, más el asesoramiento en iluminación de la arquitecta Verónica La Cruz.

El trabajo se basa en una concepción que, a modo de un pentagrama, se apoya en la geometría y en esa materialidad para dar soporte a elementos portadores de sentido. Prevé construir “una arquitectura donde el hecho formal sea un resultado a posteriori y anuncia un único solado continuo que cree un espacio flexible y versátil, que pueda albergar los acontecimientos futuros”.

Telerman señaló que “es un proyecto bellísimo estéticamente y además manifiesta un enorme respeto del patrimonio, del pasado y de la historia del gran centro cívico de la Ciudad. La idea es una plaza que destaca, entre otras cosas, con un trazado lumínico las distintas plazas, las distintas formas que la plaza de Mayo fue teniendo a lo largo de su historia y eso es una celebración de todos lo que somos, como pasado y como proyección de futuro. Además -explicó el Jefe de Gobierno- es un proyecto de avance a la peatonalización del casco histórico”.

Trabajando a partir del concepto de secuencia, esta idea original dispone que las capas de la historia superpuestas se mezclen, superpongan y contengan conformando un nuevo solado, que -por la noche- se encenderá secuencialmente según las diferentes trazas que la historia fue enterrando en estos últimos 200 años. Se recupera un dibujo de piso no inventado, no proyectado, sino rescatado del pasado, como la Recova, la plaza de Buzchiazzo, la de Thays y hasta la traza del Cabildo mutilado.

La Plaza de Mayo, tras su remodelación, propondrá de forma contemporánea recorrer el pasado, el presente y el futuro como un continuo de tiempo viviente que mantendrá vigente la historia de un pueblo.

Los objetivos del concurso han sido la recuperación de la calidad ambiental de la Plaza de Mayo -proyecto original de Carlos Thays, de 1891- en toda su significación y su puesta en valor, debido a su valor patrimonial y a que se trata del espacio cívico por excelencia de todos los porteños, para llegar a la celebración del Bicentenario de la Revolución de Mayo en su mejor expresión.

Copyright© 2017 - laseptima.info - Todos los derechos reservados