OSSE: Restringido de 11 a 17
17/11/2011

Se realizó el VI Congreso Internacional de Biometría

La directora del Registro Nacional de Reincidencia, Mónica Litza, resaltó el salto cualitativo que está dando el país en el uso tecnológico para la identificación de personas, al exponer en el VI Congreso Internacional de Biometría. Destacó su uso como "herramienta de inclusión social".

“La biometría, palabra casi desconocida hasta hace muy poco, hoy despierta un enorme interés no sólo entre los principales especialistas del mundo, sino que además se multiplican los congresos internacionales, se crean nuevos dispositivos y casi no hay políticas públicas que no la contemplen, sobre todo si se trata de combatir la inseguridad", expresó Litza en el VI Congreso Internacional de Biometría de la República Argentina (Cibra).

En ese sentido subrayó que "la presidenta Cristina Fernández de Kirchner acaba de poner en marcha un proyecto nacional con eje en la biometría”.

Indicó, entonces, que "uno de los resultados concretos del intenso trabajo que se realiza en el país en materia de biometría es el reciente lanzamiento del Sistema General de Identificación Biométrica para la Seguridad" (Sibios).

La directora expuso sobre los alcances de la transformación realizada en el organismo que conduce y detalló el salto cualitativo que está dando el país en diferentes políticas públicas que tienen a la tecnología en general, y a la biometría en particular, como eje que las sustenta.

"Ahora será posible identificar a todos los argentinos a través de datos biométricos”, sostuvo Litza y remarcó que “después de tanto tiempo de trabajo y esfuerzo, se logró que la biometría sea tema de la agenda nacional".

Dijo que eso fue posible por la "nueva arquitectura digital que se fue construyendo en el país, con un altísimo grado de inclusión social".

"Esa nueva arquitectura digital, con plataformas informáticas diseñadas para la consulta inmediata de antecedentes penales, permitió, por ejemplo, alcanzar los máximos estándares de seguridad y eficiencia en la emisión de pasaportes y licencias de conducir", añadió.

Litza señaló que la base de datos de autos con capturas puesta a disposición de la Justicia y las fuerzas de seguridad de todo el país, y los nuevos sistemas biométricos de identificación de personas como los que se empezarán a aplicar desde el 1º de enero a los recién nacidos, "representan sólo una muestra de las enormes oportunidades que se están aprovechando en beneficio de todos”.

La trata de personas, la sustitución de identidades, los controles fronterizos, las redes del crimen organizado, la pedofilia, los secuestros extorsivos, el lavado de dinero, los delitos informáticos y hasta la identificación de personas en grandes concentraciones, fueron algunas de las utilidades de la biometría señaladas por la funcionaria para la prevención y resolución de casos cada vez más complejos.

“Luego de avanzar y profundizar nuestro trabajo empezamos a repensar la biometría como una ciencia que trasciende a la identificación de personas, para convertirla en una herramienta de inclusión social, en tanto permite asegurar el derecho a la identidad de los ciudadanos”, concluyó.

Copyright© 2017 - laseptima.info - Todos los derechos reservados