OSSE: Restringido de 11 a 17
31/12/2009

El hallazgo más destacado de la década fue el genoma humano

El Instituto Smithsonian de Estados Unidos, una de las instituciones científicas más prestigiosas del mundo, eligió 10 de los hitos de la ciencia de estos últimos diez años, con el genoma humano como el más destacado entre ellos.

El genoma humano es considerado como el hallazgo más destacado porque supuso descifrar el libro de instrucciones de nuestra especie. El descubrimiento fue presentado en 2003 por un consorcio internacional y la empresa Celera, de Craig Venter.

En segundo lugar se ubicó el descubrimiento del ancestro común entre los humanos y chimpancés, el ’Ardipithecus ramidus’ (Ardi).

Este hallazgo añadió importantes claves sobre la evolución humana. Sus fósiles fueron encontrados en Etiopía entre 1992 y 1994, si bien su presentación estelar se hizo este año. Ardi vivió hace 4,5 millones de años y era una hembra que caminaba sobre dos pies en el suelo pero que también subía por los árboles. Tras ella, humanos y chimpancés siguieron evolucionando de forma distinta.

En tercer lugar se ubica el mapa que recogía los restos del Big Bang, la gran explosión que dio origen al Universo. La presentación se realizó en febrero de 2003.

Esa luz primitiva fue captada por la sonda Wilkinson Microwave Anisotropy Probe /(WMAP) de la NASA y permitió determinar que el Universo tiene 13.730 millones de años y determinar que un 23,3% es materia oscura y un 72% es energía oscura.

En cuarto lugar los expertos remarcaron que el cambio climático se puso en la palestra y, prueba de ello, es que el ex vicepresidente Al Gore, de Estados Unidos, logró por su lucha contra el efecto invernadero el Nobel de la Paz en 2007, junto con el Panel de Expertos del Cambio Climático de la ONU (IPCC). Infinidad de artículos científicos demostraron que la salud del planeta está muy delicada y que hay que tomar medidas para que no empeore lo antes posible.

El quinto lugar se lo llevó el ensayo clínico, realizado en 2002 por la Iniciativa para la Salud de la Mujer (EEUU), que reveló que la terapia hormonal para paliar los efectos de la menopausia, que se suministró a las mujeres durante casi seis décadas, aumentaba el riesgo de cáncer de mama y diversos problemas cardiovasculares. A partir de entonces, su consumo cayó en picado en todo el mundo, evitando su riesgo para millones de mujeres.

El sexto lugar fue para la prueba definitiva de que hay agua en Marte. La proporcionó la sonda ’Phoenix’ de la NASA, en junio de 2008, cuando se topó con trozos de hielo enterrados bajo la superficie del planeta rojo. Lo último es el hallazgo de agua en los polos de la Luna.

No es un hallazgo, pero el Instituto Smithsonian colocó en el séptimo lugar el rechazo en un tribunal del llamado diseño inteligente, según el cual la evolución es fruto de una inteligencia superior, un dios. El juez, ante la denuncia de unos padres disconformes con que esta teoría se enseñara en las clases de ciencia, señaló que se trata de "un fuerte mensaje religioso", no científico.

Considerado uno de los siete problemas del milenio, la conjetura o teorema matemático planteado por Henri Poncairé en 1904 finalmente fue resuelta por el ruso Grigory Perelman en 2003 y por eso la institución estadounidense lo ubicó octavo entre los hallazgos de la década. Se trata de un problema de topología tetradimensional cuya solución hizo que concedieran al matemático ruso la Mellada Field, considerada el Nobel de las Matemáticas, en 2006 durante un congreso en Madrid. Perelman la rechazó. Desde 2003, abandonó el instituto en el que investigaba y se retiró. Algunos allegados comentan que abandonó totalmente las matemáticas.

El noveno hallazgo es el de la terapia genética. En esta década recibió un fuerte impulso, sobre todo desde 2008, cuando este tipo de terapia hizo que invidentes con amaurosis congénita de Leber pudieran mejorar su visión. También se utilizó para tratar inmunodeficiencias severas y sus posibilidades de cara al futuro son mucho mayores.

Pese al desastre y la devastación que el huracán Katrina causó en Nueva Orleáns y alrededores en 2005, los científicos alertaron cinco días antes con precisión de la llegada del huracán, lo que permitió a muchos ciudadanos y a las autoridades prepararse para lo que se les venía encima. Pese a ello, hubo muchos muertos y pérdidas. Peor funcionó el sistema de alerta en el caso del tsunami que devastó el sudeste asiático en 2004, causando más de 250.000 muertos. Sin embargo, los expertos consideraron que merece un lugar entre los hitos científicos de la década.

Copyright© 2017 - laseptima.info - Todos los derechos reservados