OSSE: Restringido de 11 a 17
10/12/2008
Con el encendido de una llama votiva, pañuelos blancos y suelta de palomas

CONMEMORARON LOS 60 AÑOS DE LA DECLARACIÓN UNIVERSAL DE LOS DERECHOS HUMANOS Y 25 AÑOS DE DEMOCRACIA ININTERRUMPIDA EN ARGENTINA

El acto tuvo lugar en el histórico edificio de la antigua Legislatura Provincial y contó con la presencia del gobernador de la provincia, José Luis Gioja; el vicegobernador José Rubén Uñac; representantes de la línea fundacional de Madres de Plaza de Mayo; el intendente de la Municipalidad de la Ciudad de San Juan, Marcelo Lima; hijos de víctimas y desaparecidos de la última dictadura militar; miembros de organizaciones de DDHH, legisladores nacionales y provinciales, funcionarios de gobierno, de las universidades, dirigentes políticos y gremiales, entre más.

El gobernador de la provincia, José Luis Gioja, junto al vicegobernador y presidente nato de la Cámara de Diputados, José Rubén Uñac, participaron en el jardín de entrada a la antigua Legislatura Provincial, ubicada en el Estadio Abierto del Parque de Mayo, del acto conmemorativo de los 25 años de Democracia ininterrumpida en la República Argentina, y coincidentemente, los sesenta años de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, dictada por la Asamblea General de las Naciones Unidas, un 10 de diciembre de l948.

La ceremonia, organizada por la Fundación por la Democracia y los Derechos Humanos – San Juan, que preside la arquitecta Virginia Rodríguez de Acosta, contó además con la presencia del Intendente Municipal de la Ciudad de San Juan, Marcelo Lima; de legisladores provinciales y nacionales, funcionarios de gobierno y municipales, representantes de las fuerzas de seguridad, las iglesias católica, evangelista e israelita, diversas organizaciones no gubernamentales, las universidades y organizaciones defensoras de los derechos humanos, dirigentes de distintas fuerzas políticas y gremiales. Cabe destacar la presencia significativa de Esther Pezoa de Schneider y Carmen Aguilar de Lapacó, integrantes de la agrupación Madres de Plaza de Mayo y del doctor Carlos Laforge, de la Secretaría de Derechos Humanos de la Nación.

El evento se inició con el encendido de la llama votiva, por parte de los hijos de víctimas y desaparecidos de la última dictadura militar, continuó con la entonación del himno nacional y el descubrimiento de una placa recordatoria a cargo de las autoridades provinciales y representantes de los organizadores. Las Madres de Plaza de Mayo dejaron, como símbolo para la memoria, 124 pañuelos blancos, de los que habitualmente usan en sus manifestaciones, como homenaje a los 122 desaparecidos y 2 no identificados, sanjuaninos víctimas de la represión.

Al finalizar, tras los discursos de las dirigentes de Plaza de Mayo, del doctor Laforge y del gobernador de la provincia, se entregaron ofrendas florales a las visitantes. Por su parte, el vicegobernador recibió un obsequio, recordatorio del acto, entregado por Carmen Aguilar de Lapacó, hubo suelta de 123 palomas como símbolo de paz, para el futuro de nuestra patria y ya en el cierre del acto, el diputado provincial Pedro Horacio Espejo, representante de Jáchal, recitó un poema alusivo, autoría del poeta Eduardo Pereyra Rossi.

“NO ESTAMOS DISPUESTOS A PERDER LA MEMORIA”

Afirmó el gobernador de la provincia ingeniero José Luis Gioja, en el acto para celebrar los 60 años de la Declaración de los Derechos Humanos y 25 años de Democracia en la República Argentina.

“No tenemos rencor, pero no queremos ni podemos olvidar”, enfatizó el mandatario provincial, y visiblemente conmovido recordó que “ésta es la primera vez que vengo a este lugar después de 1976, pero vengo sin resentimiento” y agregó que “la memoria es lo que constituye la conciencia firme de que no queremos que las atrocidades se repitan. Que no queremos que la política, la militancia y los ideales sean reprimidos con la muerte. Una memoria que nos permita plantearnos un porvenir con lo mejor de nuestras tradiciones, que nos permita una unión verdadera y un encuentro fecundo basado en la garantía de que los derechos humanos 'Nunca Más' serán violados ni en nuestra provincia ni en nuestro país”. 
 
Expresó Gioja que "venimos a afirmar los derechos humanos relacionados a la dignidad de los hombres. Esta dignidad tiene que ver con la libertad pero fundamentalmente, con las opresiones que no permiten a los hombres y las mujeres tener y acceder a los bienes básicos para tener una vida digna. Una vida digna nos coloca en la historia de las luchas por los derechos sociales. Derecho a la salud, a la educación y una vivienda adecuada. Pero sobre todo, al derecho al trabajo, a una remuneración justa y un sistema de protección social. Estos son los derechos humanos, que en nuestra tradición peronista significan la justicia social".

Más adelante destacó: "Pero no nos olvidemos que los Derechos Humanos son también responsabilidades. Y esas responsabilidades quieren decir que nos tenemos que hacer cargo de los otros, de los que tienen más dificultades, de los que sufren, de los más humildes, de los que carecen de dignidad. Por eso los derechos humanos son también el reconocimiento de la hermandad y fraternidad que debe existir entre los argentinos. En eso consiste ser compañeros".

"Por eso el programa de profundización de la democracia -añadió-, que hoy también conmemoramos coincide como dijimos con la práctica efectiva de los Derechos Humanos. No más súbditos sino ciudadanos. Y una verdadera ciudadanía, ideal máximo de los derechos humanos, exige el ejercicio de derechos y deberes. Esto significa que cada individuo debe fomentar la búsqueda y la construcción colectiva de los derechos; el ejercicio de la responsabilidad con la comunidad organizada; el cumplimiento de reglas y de normas de convivencia, producción, gestión y consumo establecidos por la comunidad; la búsqueda efectiva de participación en la política para controlar sus gobiernos elegidos dentro de principios democráticos. Queremos una Democracia abierta y no para unos privilegiados. Como también queremos una economía abierta y no sólo para unos pocos".

"Por eso hoy, al recordar a nuestros compañeros y militantes queremos consagrar en este homenaje la memoria permanente, en este edificio, cuna de la historia de nuestra democracia provincial, pero también de nuestro dolor por la libertad desaparecida y torturada, como la casa de la democracia y los derechos humanos", sostuvo Gioja.

El gobernador Gioja y el vicegobernador Uñac junto a representantes de organismos de Derechos Humanos, descubrieron una placa en el frente de la antigua Legislatura ProvincialEncendieron una llama votiva los hijos de víctimas y desaparecidos de la última dictadura militarRepresentantes de organizaciones de Derechos Humanos
El gobernador Gioja y el vicegobernador Uñac junto a representantes de organismos de Derechos Humanos, descubrieron una placa en el frente de la antigua Legislatura ProvincialEncendieron una llama votiva los hijos de víctimas y desaparecidos de la última dictadura militarRepresentantes de organizaciones de Derechos Humanos

Copyright© 2017 - laseptima.info - Todos los derechos reservados